home Bernal 1864 -Un Invento Quilmeño- 2016. La Hesperidina

1864 -Un Invento Quilmeño- 2016. La Hesperidina

 

Algunas décadas antes de que el partido de Quilmes se convirtiera en sinónimo de cerveza, un inmigrante norteamericano, comenzó la producción industrial de un Licor aperitivo, utilizando las naranjas de su plantación en Bernal, este era ligeramente dulce, elaborado con cáscaras de naranjas amargas.
Era un Aperitivo a base de un 26° de alcohol. La Hesperidina, fue creada en 1864 por Melville Sewell Bagley, un joven y aventurero estadounidense que usara su apellido paterno en un emporio de productos gastronómicos. Se bebía generalmente antes de la comida, acompañado de agua gaseosa e hielos.
La propaganda decía: ¨La hesperidina protege al estómago de las úlceras y es un antialérgico que se utiliza algunas veces para el tratamiento de la fiebre del heno, porque parece ser que inhibe la producción de histamina…¨

Melville Sewell Bagley

bagley circa 1879 (1)En 1862 llega a nuestro país “Melville Sewell Bagley”, nacido el 10 de junio de 1838. Eligió quedarse en estas tierras con la intención de desarrollar un gran proyecto empresarial y dos años después abrió su local, ubicado en un modesto edificio de la calle Maipú. El primer producto creado por la empresa fue la bebida Hesperidina, que se lanzó con una curiosa y hábil campaña publicitaria, completamente sorprendente para aquella época. Desde la mañana del 15 de octubre los porteños comenzaron a ver la palabra Hesperidina escrita con letras negras sobre las aceras, pero nadie sabía a qué objeto correspondía ese nombre. Más tarde esta técnica de despertar la curiosidad de los consumidores mediante una intriga fue usada hasta el cansancio, pero entonces a mediados del siglo XIX, se trataba de una novedad. La publicidad se fue haciendo desear por dos meses hasta que finalmente, el 24 de diciembre de 1864, un anuncio aparecido en los diarios reveló que era la Hesperidina. El aviso decía que la bebida ya estaba en venta en cafés, bares, boticas y droguerías, y que el público podía ir a buscarlas y probarla. La bebida tuvo un gran éxito y muy pronto aparecieron las imitaciones y por supuesto los problemas.

 

Hesperidinas ´truchas´

Bagley debió luchar ante la justicia para que le reconocieran la invención del producto, y además, trabajó para que se creara una Oficina de Patentes y Marcas que resguardara los derechos del inventor.
Se llego al punto que para evitar falsificaciones, Bagley hizo imprimir las etiquetas de su bebida, en la American Bank Notes Company de Nueva York, firma especializada en billetes de banco.
La oficina se inauguró en 1876 y, en reconocimiento al esfuerzo de Bagley, Hesperidina recibió el número 1 en la lista de marcas argentinas. Después fue pionero en otro ramo, cuando se lanzó a la producción de galletitas que en esa época todavía se importaban del Reino Unido. En adelante su nombre se asoció a este producto, que tuvo enorme éxito, pero M. S. Bagley murió a los 42 años y no pudo ser testigo del crecimiento de su empresa, que con el tiempo se instaló en la calle Gral. Hornos 256 de la ciudad de Buenos aires, a unas cuadras de Plaza Constitución.

Etimología del nombre

Según el presidente de la Academia Argentina de Letras, Pedro Luis Barcia; “El viejo Bagley, el que fabricaba las galletitas, norteamericano de origen, inventó esta bebida y le llamó Hesperidina porque el mito dice que cuando los griegos navegaban por las costas de Valencia las naranjas en medio de las hojas verdes parecían frutos de oro, frutos de oro del jardín de las Hespérides. Y como estaba hecho con cáscara de naranja lo llamó Hesperidina. Lo curioso es que era una bebida común en los boliches del siglo XIX. No precisamente el vino tinto, que es muy posterior. Primero fue la ginebra, después la Hesperidina y luego el vino tinto”, reveló el prestigioso escritor.

 

Casa de Melville Sewell Bagley, en Bernal.

102_7258 bagley1

 

 

 

 

 

 

 

 

La familia Bagley, construye con frente calle Zapiola y la actual calle Dorrego, vereda oeste, la antigua casona que a pesar de la falta de mantenimiento y el tiempo transcurrido, conserva su hidalga arquitectura y se encuentra rodeada de hermosa arboleda y era usada como casa veraniega.

 

Propaganda
hesp

es-11 Las Chapas Esmaltadas Arte Publicitario-Canon-015-2

 

hesp

 

 

 

 

 

 

Del Licor 8 hermanos a la Hesperidina

En 2005, Tres Blasones, una empresa que importa y comercializa vinos, licores y espirituosas de alto precio, decide sumar a su porfolio de productos la bebida nacional concebida Bagley. Para Fernando Freixas Pintos, director de Tres Blasones adquirir la Hesperidina tiene todo un trasfondo: “Comprar Hesperidina, una marca prestigiosa y de tantos años, significa incorporar una marca nacional y además la primer marca registrada en la historia de Argentina”. Esto último, es uno de los pilares más utilizados por la gente de Tres Blasones a la hora de encarar la comunicación de la marca. La leyenda, cuenta que frente al éxito de Hesperidina, ocurrieron numerosos intentos de imitación del producto, razón por la cual el 27 de octubre de 1876, se convirtió en la Marca Registrada Nº 1. Sobre la imagen emblemática del producto, Freixas Pintos aseguró que mantendrán por supuesto su tradicional envase “barrilito” y el producto, tal como fueron concebidos en Sewell Bagley.
Recordemos que la familia Freixas Pintos, era la dueña de la marca Licor 8 hermanos.

 

 

152 años

antigua-medalla-hesperidina-galletitas-mitre-bagley-990811-MLA20644723379_032016-FPara fines de este año  estamos en el 152° aniversario, de cuando apareció en los diarios la explicación de ese extraño nombre que se leía en las veredas, en las paredes, por más dos meses, logrando un gran éxito de ventas.
Bagley falleció el 14 de julio de 1880, con sólo 42 años de edad.
Todos gracias a las primeras naranjas de una quinta de Bernal, a unas 4 cuadras de las vías del ferrocarril

 

 

 

 

Ing. y Mlgo. Rodolfo Cabral

Bibliografía

Nota periodística de Clarín.

www.hesperidina.com

www.bernal.com.ar

 

Comentarios “1864 -Un Invento Quilmeño- 2016. La Hesperidina

  1. Quisiera contactarme por email con el Sr. Rodolfo Cabral por un tema sobre la medalla de Esperidina. Desde ya que exelente la nota. Saludos cordiales.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *